domingo, 27 de enero de 2013

¿Nativo o buen profesor?

La mayoría de las empresas que necesitan contratar profesores de inglés ponen como norma que éste sea “nativo”

La mayoría de las empresas que necesitan contratar profesores de inglés ponen como norma que éste sea “nativo” como si el simple adjetivo fuera la clave de una gran experiencia educativa.
La conclusión más importante a la que se llega en el artículo es: “Profesores nativos sí, pero sobre todo expertos”. ¿Es realmente tán determinante la condición de nativo para que un docente pueda proporcionar una formación de calidad? La respuesta es que ser nativo es importante pero más aún lo es ser un buen profesor.
Un aspecto que se resalta en el artículo es la existencia de prejuicios a la hora de seleccionar un profesor. Se busca un profesor nativo que tenga el acento más correcto y depurado posible, y un conocimiento muy cercano del idioma y la cultura, pero existen, en el caso del inglés y el español, numerosos paises y regiones distintas, con distintos acentos y culturas, de modo que el que el profesor sea nativo no garantiza que tenga el acento ideal que deseamos. Por otro lado a menudo se contrata a nativos que no son profesores o no tienen la experiencia necesaria. Es muy habitual que los nativos que viajan a España y están disponibles para trabajar como profesores no sean en muchos casos licenciados ni hayan recibido formación que les capacite como docentes. Además en muchos casos no dominan el idioma de sus alumnos y eso disminuye mucho su capacidad pedagógica. 

En resumen, el profesor ideal sería un profesor nativo y experto, pero si no podemos encontrarlo es preferible decantarse por un no-nativo experto que por un nativo inexperto.
 MªCarmen García

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada